domingo, 12 de noviembre de 2017

Exilios



La vida empieza como exilio
El exilio del amniótico de la madre
El exilio de la noche eterna
Sin formas sin tiempo sin distancias
Noche que envuelve todo
Donde todo es esencia
En la vida nos exiliamos
Voluntariamente o no
Siempre
De lo que éramos antes.

—Lorena Wolfman (Pozos, 2017)

jueves, 13 de octubre de 2016

Imitación de árboles

Si imitamos a los árboles
nuestras raíces se alargan.
Se extienden hacía el centro de la Tierra.
Allí, en el misterio del barro primigenio
nos nutrimos.
Aprendemos lenguas secretas
que no se pronuncian en la superficie:
se entretejen rugidos tectónicos y conversaciones miceliales.
Nuestros ojos se acostumbran a la oscuridad
y brillan como ópalos diamantes rubíes amatistas
ónyx, fuego.
Nuestras orejas se hacen de pelusa como los ratoncitos del campo
Nuestra piel se hace color café gris o mineral como las piedras.
Nuestros brazos buscan el cielo
y aprenden el lenguaje de la vía láctea:
el centelleo.

—Lorena (2016)